Aceite de vitamina E para las uñas: beneficios y usos

Todos sabemos que tanto las vitaminas como los minerales son necesarios y esenciales para mantener una salud óptima. Y, en definitiva, para que nuestro organismo pueda funcionar debidamente. Algunas de ellas son bastante conocidas, como por ejemplo podría ser el caso de la vitamina C (por sus cualidades para cuidar y proteger nuestro sistema inmune), […]

Todos sabemos que tanto las vitaminas como los minerales son necesarios y esenciales para mantener una salud óptima. Y, en definitiva, para que nuestro organismo pueda funcionar debidamente. Algunas de ellas son bastante conocidas, como por ejemplo podría ser el caso de la vitamina C (por sus cualidades para cuidar y proteger nuestro sistema inmune), la vitamina A (por sus cualidades para mantener una buena visión), o la vitamina D (por ser esencial para la piel). Pero, ¿sabías que la vitamina E es también fundamental? Se trata de una vitamina antioxidante llena de beneficios no solo para nuestro cuerpo interiormente, sino tanto para la piel como para las uñas. En esta ocasión te explicamos cuáles son los beneficios del aceite de vitamina E para las uñas, qué cualidades nos ofrece y, sobre todo, como podemos usarlo.

Aceite de vitamina E para las uñas

¿Sabes qué es la vitamina E?

La vitamina E es una vitamina liposoluble que fue observada y nombrada por primera vez en el año 1922. Desde entonces, distintas investigaciones y estudios científicos han intentado descubrir cada uno de sus beneficios y propiedades para la salud. Su forma más común es conocida bajo el nombre de “alfa-tocoferol”.

Esta vitamina aporta, sobre todo, cualidades antioxidantes. Además, debido a su naturaleza liposoluble, ayuda a proteger la piel y otras células tanto del daño como de la deshidratación.

Quizá ya te hayas percatado que algunos de los cosméticos que sueles utilizar con cierta regularidad contienen entre sus ingredientes vitamina E. Y las razones son más que evidentes.

Es bien sabido que los antioxidantes naturales tienden a proteger a nuestro cuerpo contra la acción negativa de los radicales libres. Los cuales, dicho sea de paso, también acaban dañando a la piel.

Afortunadamente, la vitamina E es un potentísimo antioxidante, cien por cien natural, por lo que es un ingrediente útil indispensable en la lucha contra los daños a la piel provocados principalmente tanto por la exposición solar como por determinados químicos y contaminantes ambientales.

Pero sus cualidades no terminan aquí, ya que también puede ayudar a mejorar la apariencia de la piel, ayudando a retrasar el envejecimiento prematuro, la aparición de las arrugas finas y las manchas propias de la edad. Todo ello gracias a su efecto para regenerar nuevas células de la piel.

No te pierdas: Cómo quitar el esmalte de gel de las uñas sin destruirlas

¿Cuáles son los beneficios de la vitamina E sobre las uñas?

Además de ser un antioxidante natural, la vitamina E también es un humectante natural, de forma que puede ser utilizada no solo en cualquier parte de la piel, sino también en las propias cutículas.

Beneficios del aceite de vitamina E en las uñas

Tanto las cutículas como las uñas corren el riesgo de secarse y agrietarse, sobre todo en determinados momentos como cuando sumergimos las manos en agua con demasiada frecuencia y, además, durante demasiado tiempo, o como resultado de un clima frío o seco, que puede acabar resecando la piel y formar grietas. El uso de determinados productos tampoco ayuda mucho, como podría ser el caso de la lejía, el lavavajillas o cada vez que nos bañamos.

Por suerte, el aceite de vitamina E ayuda a mantener las cutículas saludables y húmedas, en especial si lo utilizas de forma adecuada, y además de forma regular en el tiempo.

Descubre: Cómo quitar uñas de gel en casa

Cómo aplicarte el aceite de vitamina E sobre las cutículas

Solo tienes que acudir a un herbolario, o tienda de dietética especializada, y comprar un envase de cápsulas de vitamina E. Luego, solo tendrás que hacer un agujero en la cápsula (por ejemplo con la ayuda de un alfiler), y exprimir con cuidado la cápsula para que parte del aceite empiece a salir. Trata de recoger el aceite con la ayuda de un cepillo pequeño.

Luego, aplícate este cepillo sobre las cutículas en la mano derecha. Masajea el aceite sobre las cutículas con los dedos de la mano izquierda, lo que ayudará a estimular la circulación de la sangre en la zona, y será sumamente útil y adecuado para ayudar a que, también, las uñas crezcan.

Finalmente, solo tienes que repetir los pasos con otra cápsula de vitamina E, para aplicártela ahora en la mano izquierda, utilizando para ello la mano derecha, para aplicarte con cuidado y debidamente el aceite de vitamina E, y masajeándolo finalmente.

Se aconseja utilizar este tratamiento dos veces al día.

También te puede interesar